Agente Bulnes comienza a enfrentar la segunda etapa de la demanda boliviana

"Ahora corresponde demostrar que Bolivia tergiversa nuestra historia común y los alcances de las conversaciones e intercambios que han existido entre ambos países para construir la existencia de una supuesta obligación de negociar donde en realidad no la hay"

El Agente de Chile ante La Haya, Embajador Felipe Bulnes, acompañado de los coagentes Claudio Grossman y la Embajadora María Teresa Infante, se reunió hoy en París, con el equipo de abogados internacionales que asesora a Chile en la defensa ante la demanda presentada por Bolivia en la Corte Internacional de Justicia. El objetivo del encuentro fue planificar los trabajos de preparación de la contra memoria, cuya fecha de presentación fue fijada para el 25 de julio de 2016.

En el contexto de la reunión los abogados destacaron que en su sentencia del 24 de septiembre, el tribunal limitó significativamente el alcance de la demanda boliviana. Bolivia pretendía que la Corte reconociera que tenía jurisdicción para establecer que Chile estaba obligado a negociar un acceso soberano para Bolivia con un resultado predeterminado. Esa pretensión fue frustrada. Así, la demanda boliviana fue reducida a la existencia de una simple y supuesta obligación de negociar de buena fe, que no podría implicar el resultado de una cesión territorial.

Al respecto el Agente Bulnes señaló que “ahora corresponde demostrar que Bolivia tergiversa nuestra historia común y los alcances de las conversaciones e intercambios que han existido entre ambos países para construir la existencia de una supuesta obligación de negociar donde en realidad no la hay”. Asimismo, confirmó que Chile desarrollará una defensa integral, que considerará en esta etapa los elementos históricos, políticos y comunicacionales.