Arriba a TPS su segunda grúa Súper Post-Panamax

Esta madrugada y tras un viaje de 4 días desde Valdivia, llegó a Terminal Pacífico Sur (TPS) la segunda de las tres nuevas grúas pórtico de muelle Súper Post-Panamax que el concesionario adquirió a la empresa Liebherr como parte de su plan de inversión y equipamiento.

Al igual que con la primera de las estructuras, el arribo sorprendió a los porteños esta mañana con la imponente imagen de la grúa tipo “Ship to Shore” de 107 metros de altura en la bahía, visible desde toda la ciudad.

La maniobra de atraque se realizó con gran precisión por parte de tres remolcadores, que guiaron la enorme estructura de casi 1.300 toneladas montada sobre la barcaza hasta el Sitio 5 del terminal, lugar donde quedará atracada hasta el fin de semana, cuando se descargará en su posición definitiva en el Sitio 3.

“Hoy estamos recibiendo la segunda de las tres grúas pórtico STS que son parte de un plan de inversión y modernización que nos permite mantener el liderazgo como el terminal de contenedores que Chile necesita. Junto con la extensión de nuestro frente de atraque en 120 metros, la mayor obra de infraestructura en 80 años y que está muy próxima a concluir, estas grúas nos permitirán atender simultáneamente dos naves de más de 300 metros de eslora, lo que nos garantiza mantener la competitividad en el contexto mundial y continuar ofreciendo eficiencia, seguridad y estabilidad a nuestros clientes, la ciudad y el país”, expresó Francesco Schiaffino, gerente general de TPS.

Esta segunda grúa es idéntica a la primera y forma parte de un completo proyecto del concesionario del Terminal 1 de para contar con el equipamiento necesario que requieren naves de gran envergadura, que están liderando el comercio internacional en los mayores terminales del mundo.

Los tres equipos tienen el mayor alcance (62 metros) y capacidad de levante (65 toneladas) que Liebherr ha fabricado para la costa oeste de Sudamérica, lo que representa un gran avance para satisfacer los requerimientos de las empresas navieras, y posiciona a TPS con la mejor capacidad para operar naves Post-Panamax, sumando eficiencia, competitividad y estabilidad.