Puertos del país enfrentan incremento en las recaladas de cruceros con nuevas inversiones

Puertos del país enfrentan incremento en las recaladas de cruceros con nuevas inversiones

Mientras en Valparaíso se construirá un terminal de pasajeros, en Arica, Coquimbo y Punta Arenas se contemplan obras de ampliación de los muelles para recibir a estos gigantes de los mares.

Con US$ 8 millones de inversión cada una, la Región de Arica y Parinacota y la de Valparaíso trabajan para mejorar la infraestructura de sus puertos y optimizar las condiciones para recibir a los cruceros que recalarán a contar del próximo mes en nuestro país.

Es una industria que exhibe un creciente aumento de turistas que llegan cada año a bordo de estas embarcaciones y que para la temporada 2015-2016 (que se extiende entre octubre y abril) se espera que crezca un 35% respecto de la anterior, pasando de 163 arribos a 220.

A fin de mes, en Valparaíso comenzará la construcción del terminal de pasajeros para cruceros. Un edificio de 5.419 m {+2} que estará emplazado a un costado de los almacenes portuarios donde se habilitará el mall Puerto Barón. Para el alcalde de la comuna, Jorge Castro, el nuevo terminal “tendrá estándar internacional, y comenzará a funcionar en la temporada 2016-2017”.

En Arica, en tanto, las obras están a cargo de la Dirección de Obras Portuarias del MOP, y se distribuyen en un circuito de cavernas, playas, paseos y en la ex isla El Alacrán, a los pies del Morro. Las faenas terminan en 2022.

En Punta Arenas, la temporada comenzará en medio de una licitación para alargar el muelle Arturo Prat, principal lugar de recalada de cruceros en Magallanes. La iniciativa, de US$ 13 millones, estará lista para la temporada 2016-2017, y por ahora las naves que arriben deberán repartirse las recaladas entre los muelles Mardones y Prat.

La idea es que este último se convierta en un soporte turístico y de expediciones científicas, para lo cual aumentará su capacidad en 248 metros, explica Ignacio Covacevich, gerente general de la Empresa Portuaria Austral.

La Región de Coquimbo comenzará la expansión y modernización de su puerto el próximo año, con una inyección de US$ 90 millones, que añadirán 28 mil m {+2} a las faenas portuarias. Parte de ellas consideran mejoras para la llegada de cinco cruceros.

Turismo y comercio

Los 14 cruceros que recalarán en Arica esta temporada aportarán 15 mil visitantes. Según Sernatur, el flujo representa el 7,5% de los turistas que recibe al año. En Valparaíso serán 44 las recaladas, con 110 mil personas. La directora de Turismo de la municipalidad, Luigina Pruzzo, estima que cada turista gasta 200 dólares diarios.

En Puerto Montt, el presidente de la Cámara de Comercio y Turismo, Carlos Stange, afirma que el consumo promedio de los tripulantes en la ciudad fluctúa entre 80 y 100 dólares por persona. Espera que a futuro la ciudad “deje de ser sólo un lugar de pasada, y se transforme en un puerto de embarque y desembarque de turistas de cruceros”.

Y en Coquimbo, el gerente del Terminal Portuario de Coquimbo (TPC), Rodrigo Trucco, espera recibir un número total de pasajeros similar al de la temporada anterior: 20 mil personas.

No todas las regiones sacan cuentas alegres. En Antofagasta, las autoridades creen que el impacto en el comercio será mínimo. Así lo afirma Antonio Sánchez, director de la Cámara de Comercio, para quien “los turistas permanecen poco tiempo en la zona, no más de seis horas, y consumen solo artesanía”.

El fenómeno se repite en la Región del Biobío. Antes de 2010, Talcahuano recibía tres cruceros al año. Tras el terremoto del 27-F, el puerto quedó inhabilitado, y recién volvió a funcionar el año pasado. Ya suma cinco años sin que recale un crucero.

 

Fuente: economiaynegocios.cl